86.2 F
Raleigh
martes, julio 5, 2022

Escritora latina

Propongo salir a caminar

Salir a caminar. Sin rumbo. Sin más propósito que activar las energías con las que conversamos con nosotros mismos: preámbulo del acto de escribir. ¿Hacer el esfuerzo de no pensar? No precisamente. Se trata de permitir que los pensamientos fluyan a su manera, que generalmente es caótica o al menos interrumpida por el ambiente donde vamos caminando y viendo con curiosidad de artistas.

Escritura automática: jugándole la vuelta al censor (Segunda parte)

Ver nuestra historia por escrito es un regalo tan maravilloso que el proceso merece amor y cuidado. Amor sí: porque es una declaración de afecto y de consideración a la vida que nos ha tocado vivir. En la próxima columna exploraremos diversos niveles de escritura automática y qué hacer con los textos que nacen de los ejercicios.

Tres diarios disímiles

Cuando nos interesa una forma de contar, en este caso el diario íntimo, es muy emocionante darle una mirada a piezas literarias que han trascendido mundialmente. El diario de la niña Ana Frank, por ejemplo, llevado incluso al teatro y al cine, es conmovedor en sí mismo y desgarrador en su contexto. A sabiendas del trágico, cruel, prematuro e injusto final de la vida de Ana, la lectura de la ingenuidad de sus diarios es impactante, porque además ya brilla la agudeza de su inteligencia que uno quisiera que hubiera tenido la oportunidad de florecer...

¿Qué tan secreto es el diario íntimo?

Para contar nuestra propia historia no podemos eludir un primer paso: adueñarnos de nuestro ser, lo cual parece simple y evidente pero no lo es. El diario íntimo puede ser un camino para lograrlo pues en su versión más pura y sencilla se trata de verter en palabras lo que tenemos en la cabeza. Querido Diario...

Yo, presidenta

Me llamo María y soy la actual presidenta de gobierno de España. Ah, no, eso ocurrió unicamente en mis sueños, ya que en España, aún no ha habido ninguna presidenta mujer, pero no os preocupeis, no es que exista machismo, jamás haría una acusación así, simplemente, los que ocupan los asientos en los partidos políticos, consideran que no hay mujeres suficientemente capacitadas para obstentar el cargo de presidenta de gobierno; no se la tomaría en serio y la prensa hablaría más de su forma de vestir que de su trabajo.

Nadie es más dueño de mi historia que yo.

En esta aventura de contar mi historia empiezo con todas las ventajas: nadie conoce mejor el material que yo. Otros tendrán algunos datos, un punto de vista, unas memorias, unas anécdotas, pero el corazón de la historia es mío. Solo yo sé lo que se siente al estar dentro de mí. Yo sé cómo veo el mundo. Y lo más importante: es mi interpretación de los datos de mi existencia, es la forma en que he organizado mis memorias, es lo que quedó de aprendizaje de las anécdotas vividas lo que a mi lector le interesa saber.

Eugenia Gallardo Artista Visual & Escritora

Literariamente Eugenia se define como hija de Asturias y Cervantes; prima de Monterroso y Batres Montúfar; amiga de Yourcenar y Christie. Su obra ha sido traducida al italiano y francés, e incluida en antologías. Publica poco y escribe mucho; la crítica ha sido generosa con los frutos de su inventiva. En 2020 y 2021 fue nominada al Premio Nacional de Literatura.

Eugenia Gallardo

Literariamente Eugenia se define como hija de Asturias y Cervantes; prima de Monterroso y Batres Montúfar; amiga de Yourcenar y Christie. Su obra ha sido traducida al italiano y francés, e incluida en antologías.

Recursos inútiles contra el bullying

Los que no tengan hijos, ven genial que continuamente se esté bombardeando con anuncios o declaraciones de famosos contando lo mal que lo pasaron en su infancia o adolescencia por sufrir el temido acoso escolar. Creeréis que esto funciona, ¿verdad? Pues siento quitaros la venda de los ojos y deciros que no, nada de esto funciona. ¿Creéis que el niño o niña que hace bullyng va a reconocer que lo está haciendo? ¿creéis que se va a sentir mal y va a pedir perdón? ¿Creéis que los padres de esos niños saben realmente el daño que están haciendo sus hijos a otros niños?

Los cerdos vuelan, ten fe

La mayoría no creemos hasta que sentimos miedo o queremos pedir algo que nadie puede solucionar porque es cuestión del azar o el destino. Yo siempre he dicho que debemos creer en algo, en lo que crea cada cual es su problema, pues soy de la opinión de que no existe una religión verdadera, a pesar de que todos piensen que la suya es la única que tiene derecho a existir y los demás estamos equivocados.
- Advertisement -

Tienes que leerlo

El vuelo de las golondrinas desde El silencio del olvido

Cuando era pequeña, tendida sobre la hierba, contemplaba el vuelo de las golondrinas… Me quedaba extasiada con la configuración del vuelo, la estampa entre las ramas de los árboles y la aventura del revoloteo. Mi padre se acercaba y me susurraba al oído: “el vuelo de las golondrinas está en tu cabeza”. Esta imagen la retomé la primera vez que mi padre desapareció de la casa… Recorrimos nuestro campo de Carolina, buscando su rastro. Encontramos su vehículo estacionado en un paraje abandonado y lo encontramos a él desorientado. Reconoció a mi madre y comenzó a llorar… Rememoré el vuelo de las golondrinas y emprendimos nuestra historia con la enfermedad de Alzheimer…
- Advertisement -